La importancia de tener un entrenador

Si usted se enferma, visita al médico. Si tiene problemas con la ley, contrata los servicios de un abogado. Supongo que el concepto esta muy claro, así que pregunto: ¿por qué tanta gente hace ejercicio sin un entrenador? Es precisamente el entrenador, preparador físico o profesor de educación física la única persona capacitada para armar y llevar adelante una serie cualquier de ejercicios. Sólo él puede clasificar el volumen y la intensidad de la carga, realizar las evaluaciones pertinente e interpretar los datos con objetividad.

Siempre es común encontrarse en Internet con distintos sitios que ofrecen entrenamientos supuestamente “personalizados”, y que no hacen otra cosa más que descuidar principios tan básicos del entrenamiento como los de individualidad, adaptación y unidad funcional. No está el ojo del entrenador presente para observar nuestra técnica de carrera, ni su experiencia para detectar nuestros defectos técnicos, o sus consejos inmediatos para paliar nuestros primeros signos de fatiga. No existe un ida y vuelta, una persona con la que charlar acerca de nuestras sensaciones corporales.

Se habla de los peligros de la automedicación, pero no de los peligros del autoentrenamiento. Un entrenador sabe que correr en verano con un nylon rodeando el abdomnen y un buzo encima es algo nocivo para la salur. Un entrenador puede leer inmediatamente los síntomas del cansacio muscular o psicológico, y de esa manera hacer los cambios en una rutina que quizá debe ser retocada. Asumimos los planes como vienen, ¿y cómo podemos saber si es necesario hacer modificaciones sobre la marcha?

Lo recomendable antes de iniciar cualquier plan de entrenamiento, es una revisión médica más o menos exhausta, sobre todo si no somos muy asiduos de la actividad física. Hay ocasiones en las que el entrenador no solicita un apto físico ya que por lo general inicia el trabajo con cargas muy livianas, y en ese caso no vendrá mal tener la autorización firmada por un médico.

Para aquellas personas interesadas en el fitness, cuyo objetivo puede ser bajar de peso o mantenerse en forma, visitar un parque o centro de entrenamiento puede resultar más satisfactorio que visitar un gimnasio. Seguramente el trabajo aeróbico al aire libre brindará mayores beneficios que un gimnasio cerrado. Esto no quiere decir que uno no vaya al gimnasio para una rutina de aerobics o spinning. Todo lo contrario. Estas actividades son sumamente recomendables para personas con problemas de peso o ganas de estar bien.

Para los interesados en el deporte y la competencia, es necesario recurrir a los centros de rendimiento y, eventualmente, a un gimnasio si lo que se busca es hipetrofiar la masa muscular. En las disciplinas individuales, como atletismo, natación o ciclismo, es común ver que muchos interesados se vuelcan al deporte por su cuenta, sin tener ningún conocimiento del mismo. Esto también esta mal. Deben informarse acerca de los lugares cercanos de práctica y ponerse en manos de un entrenador para comenzar a practicar cualquier disciplina. Por suerte, en deportes de conjunto esto no sucede, gracias a ésta propiedad intrínseca de los mismos.

La presencia del entrenador es fundamental. La palabra experimentada de otros deportistas muchas veces puede ser influenciada por sus propias vivencias más que por sólidos conocimientos académicos. Como siempre, la práctica es importante, pero debe apoyarse en la teoría si pretende tener sustento y credibilidad. No estoy diciendo que el consejo de alguien que corrió o nadó veinte años no sirva, estoy diciendo que muchas veces esa persona va a observarnos en comparación con lo que él mismo vivió con su cuerpo, lo cual nos lleva otra vez a violar el principio de individualidad.

Mi consejo es: si tienen que emprender una rutina de trabajo por recomendación médica, que sea el mismo médico quien recomiendo algun sitio o, en su defecto, concurrir a una centro especializado y pedir el asesoramiento correspondiente. Si en cambio nos interesa mantenernos en forma o bajar algunos kilos, no hace falta más que ir hasta un parque o club para buscar a un instructor que pueda guiarnos y resolver todas nuestras dudas. Finalmente, en el caso de pretender iniciarse en un deporte, es imprescindible contar un entrenador especialista en esa actividad, y ponerse en sus manos.

No tengan miedo de hablar con sus entrenadores. Pregunten, cuestiones, dialoguen acerca de lo que sienten. No oculten síntomas ni los disfracen. Si algo les duele, avisen. Si algo les parece muy suave, avisen. Y si están cansados, también avisen. La realidad debe ser personal, fluída y honesta. Sólo de esa manera puede lograrse el avance que buscamos.

Anuncios

4 pensamientos en “La importancia de tener un entrenador

  1. andi:
    El tema propuesto queda en carpeta. Cuando escriba sobre fuerza lo tendre en cuenta.
    Con respecto al blog, ingresa en http://www.wordpress.com, registrate y solo tendras que elegir una plantilla y ponerte a escribir.
    Tambien podes visitar http://www.blogspot.com
    que tambien es bastante sencillo.
    Fijate cual de los dos te parece mas facil y ponete a trabajar. No es para nada dificil.
    Saludos y hasta pronto.

  2. profesor este tema del entrenador? que tipo de entrenador un profesor de educacion fisica, un instructor de musculacion, un kinesiologo, un prepardor fisico recibido en curso, un profesor de gimnasia, un entrenador nacional de disciplinas deportivas. un personal trainer recibido en curso etc. si imaguino la respuesta, dependera que lo que uno quiere y una infinidad de varibles significativa,a lo apunto es que cualquiera de estas disciplinas laborales pueden contratarse al ser muy semejantes sus trabajos debido a gran expancion en el campo de la actividad fisica y deportiva, no le parece que hora de juntarse quienes el tienen el fundamento de la titulacion,no solo a nivel provincial y si no tambien a nivel nacional, los PROFESORES de EDUCACION FISICA para obtener leyes que nos ampare en todas estas actividades, tambien incluir desde luego al recien recibido quienes son los que menos trabajo tienen y de alguna manera exigir a los Institutos de Educacion Fisica contenidos referente este amplio campo privado, me parece que nos estamos durmiendo dando la posibilidad que algunos idoneos de poca jerarquia tenga estos trabajos sin tener nada que los avale o de origen dudoso.
    es para pensar un poco gracias

  3. fabio:
    Si bien el post apunta a concientizar a las personas acerca de buscar un profesional de la salud y no entrenar por su cuenta, lo que vos planteas es valido y muy cierto.
    Desafortunadamente, no creo que llegue a pasar nunca.
    El individualismo en nuestro pais es muy grande. Si todavia no conseguimos que los docentes se unan, ¿como pretendemos que lo hagan los de educacion fisica, que se pisan unos a otros en un acto publico?
    Para empezar, todos deberian formar parte de la actividad sindical, para hacer fuerza por nuestros derechos. Y tampoco es justo que todos se beneficien con el trabajo de pocos, porque cuanod un aumento llega, llega para todos, y no solo para los afiliados.
    Nos falta mucho todavia.
    Saludos y hasta pronto

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s